Videgaray es una bomba andando

Videgaray es una bomba andando

Sabina Berman

 

Uno de los primeros nombramientos que realizó el presidente Donald Trump, fue el de Luis Videgaray, como Canciller de México.

 

Sucedió así.

 

A las dos semanas de declarado electo presidente de los EUA, Donald Trump llamó por teléfono al presidente Peña Nieto, y le indicó que deseaba que Luis Videgaray fuese el Canciller mexicano.

 

–Con él negocio, con otros no –dijo, con dureza.

 

Atendían la llamada, además de los presidentes, en teléfonos alternos, Jarred Kushner, yerno de Trump, y Luis Videgaray, a un lado de Peña.

 

Trump asoció explícitamente a Videgaray con su yerno.

 

–Son amigos –afirmó un par de veces.

 

Y más adelante, y ya en un tono amistoso, vaticinó que con Videgaray como Canciller, “haremos negocios todos juntos”.

 

A lo que Peña Nieto accedió, obsequioso:

 

–Muy bien, presidente.

 

Así, a los pocos días, Peña Nieto destituyó a la Canciller de aquel entonces, Claudia Ruiz de Massieu, y nombró en su lugar al preferido de Trump,  Luis Videgaray.

 

El relato de los hechos se filtró de Los Pinos a varios empresarios mexicanos por boca del mismo Videgaray, probablemente para darse importancia.

 

Y el relato se esparció entre los empresarios más ricos del país como un reguero de pólvora: una alarma que espera solo un cerillo para reventar en pánico.

 

No es para menos. El relato delata condiciones muy adversas para México.

 

Para empezar, un presidente muy débil, rodeado de la desaprobación mayoritaria, desanimado e inseguro, que acepta desde antes de sentarse a la mesa de la negociación con Trump, ceder y ceder y ceder.

 

Porque poner a la cabeza de nuestros negociadores al que el adversario elige para ello, equivale a poner al frente de un ejército al general del enemigo.

 

En segundo lugar, el relato delata la devaluación de lo que está en juego para México, que en realidad es enorme.

 

Nada menos que pagar un muro en la frontera, cuya mera construcción, ya no su pago, es oprobiosa. Desbaratar la economía integrada entre ambos países, que tardó 30 años en desarrollarse a lo que es hoy. El porvenir de once millones de mexicanos indocumentados. El porvenir de nuestra relación con 27 millones de mexamericanos. Millones de empleos. La valuación del peso. La productividad de la zona fronteriza mexicana.

 

Y eso sutil, y sin embargo real y trascendente, que se llama el orgullo de la identidad mexicana.

 

Por fin, el relato delata un juego de políticos mafiosos. Según lo antes apuntado, Trump propuso que “haremos negocios todos juntos”: una promesa que en labios de un presidente que se niega a deslindarse de sus negocios privados, como Trump, y dicha a otro presidente que ha estado dispuesto a perder la legitimidad antes de dar la espalda a la corrupción, como Peña Nieto, se convierte en el augurio de corrupciones de una talla desaforada.

 

El presidente Peña Nieto tendría que recapacitar. El mero hecho de que Trump le haya impuesto a la cabeza de los negociadores mexicanos a Luis Videgaray, debería descartarlo.

 

O en su defecto, si el presidente no recapacita, debería movilizar a los empresarios, que conocen de sobra este relato, y a los ciudadanos de otros sectores, para pedir la remoción de un Canciller que es un peligro.

 

O como lo apalabró un empresario: una bomba andando…

 

 

 

 

 

 

8 Comentarios

  1. Galo Delgado
    Galo Delgado enero 22, 2017 en 9:42 pm .

    Pareciera un escenario que recuerda a las producciones de Televisa de la “Rosa de Guadalupe”, sin embargo desde el mismo mundo empresarial, del mundo de las élites académicas y sociales aún no logramos prescindir de esta cruda democrática de los últimos casi 20 años en México, la cual las facciones y los partidos aprovechan para robar y para obtener más poder…

    ¿Qué estamos esperando para quitarles el puesto a tod@ est@s?

    Espero con optimismo el 2018

  2. Choss
    Choss enero 23, 2017 en 10:23 pm .

    Que esperaríamos de hombres que salen del PRI que sus intereses son hacerse ricos no importando la miseria del pueblo Advertencia casaremos a estos hombres al terminar su mandato no disfrutarán de sus riquezas mal habidas no gozarán sus familias de nada

  3. marco Antonio
    marco Antonio enero 23, 2017 en 10:25 pm .

    Confirma mi sospecha el como este personaje de nuestra política se baja los pantalones antes de tiempo repuntando a Trump en su país! entre esto y la extraña caída de Hillary y le presencia de Putin los caminos pedregosos de la democracia americana al pero estilo de House of Cards…

  4. Luz Soto Arreguin
    Luz Soto Arreguin enero 24, 2017 en 8:33 am .

    El PRI solito está cavando su tumba para el 2018 tonteria tras tonteria, y luego poner a un tipo que no tiene dignidad y es un cínico diciendo que viene a aprender cuando tenemos el problema encima. Quiero ver en que empresa lo contratarían con estas declaraciones. Y lo peor es que nos cuesta y eso si cuenta y cuenta mucho

  5. Rickboss
    Rickboss enero 24, 2017 en 5:57 pm .

    Todos los comentarios son interesantes aunque nadie revisa el nombre de la antigua canciller su nobre es claudia ruiz salinas pariente de carlos salinas otro de los rateros que han amasado fortunas incalculables y puso a peña nieto en la presidencia

  6. Ricardo luna
    Ricardo luna enero 24, 2017 en 6:58 pm .

    Ahi que tener valor y todo lo que dices es verdad que poco hombre tenemos de presidente

  7. Ricardo luna
    Ricardo luna enero 24, 2017 en 7:02 pm .

    Tienes toda la razon

  8. Esteban Cardenas
    Esteban Cardenas enero 25, 2017 en 12:20 am .

    Son 5.6 millones de mexicanos indocumentados, y no 11 como lo indica la autora. Con equivocaciones en datos duros tan al alcance de cualquier persona con acceso a internet, ¿que credibilidad le queda al resto del texto? Por lo menos falta de rigurosidad.

Dejar un Comentario